El alegre colorido de cubiertas y marquesinas en un parque infantil

cubiertas

Las cubiertas de las marquesinas parecen los hermanos humildes de las cubiertas de grandes espacios públicos. Sin embargo, este tipo de cubiertas en espacios abiertos son esenciales para hacer agradable la estancia en muchos espacios al aire libre.

Porque, ¿qué padre o madre no ha pasado horas viendo jugar a sus hijos en el parque? ¿Quién no ha sufrido los rigores de la climatología mientras sus retoños juegan alegremente?

En el ejemplo estudiado hoy, una marquesina de colores alegra la imagen del área de esparcimiento. Pero está cubierta de marquesina es mucho más.

cubiertasEl proyecto, situado en el País Vasco, recopila algunas de las sugerencias vecinales en cuanto a espacios y mobiliario. Teniendo en cuenta el clima de la zona, con abundantes lluvias durante gran parte del año, la cubierta alargada de policarbonato multicolor se perfila como la estructura que permite la utilización del parque los 365 días del año. Esta marquesina tiene más de 300 metros cuadrados, y su diseño de varios colores invita a recorrerla, disfrutando de los distintos juegos y zonas de estancia, permitiendo a la vez que los padres, espectadores de los juegos infantiles, se resguarden del sol en verano o de la lluvia en otras épocas del año.

El policarbonato coloreado de las cubiertas Danpal, dispone de una amplísima gama de colores, adaptable a todo tipo de proyectos. Asimismo, el sistema Danpavault de Danpal para el curvado de sus paneles se adapta a radios y distancias entre apoyos muy variados.

Además del color, la elección de policarbonato para las cubiertas de esta zona de juegos se debe a su alta resistencia a impacto y su resistencia a las inclemencias de la intemperie. Estos paneles para cubiertas poseen tecnología Microcell, con una distancia muy reducida entre nervaduras, lo que les otorgan una gran resistencia al granizo y muy buenas características mecánicas. De este modo se aumenta la durabilidad de la cubierta al aire libre.

El sistema de cubiertas tipo bóveda de Danpavault ofrece una gran libertad creativa a arquitectos y proyectistas, con posibilidad de longitudes casi infinitas y gran capacidad de adaptación a todo tipo de diseños.

El carácter traslúcido de los paneles instalados en el parque de Maidagan permite el paso de la luz en los días soleados, protegiendo a la vez de los efectos dañinos de los rayos UV. Los paneles se pueden instalar sobre estructura metálica, como en este caso, o con sistema autoportante. En cualquier caso, la ligereza del policarbonato como material de cubiertas permite ahorrar dinero en la estructura y y proyectar diseños más ligeros.

Por último, la gran resistencia a impacto de las cubiertas de policarbonato es esencial en este proyecto, ya que se trata de una zona de juegos infantiles, donde la seguridad es un factor clave. Al tratarse de un espacio en la vía pública, las cubiertas está sujeta al vandalismo que suele tener lugar en las horas nocturnas. Esto se resuelve gracias al uso del policarbonato, abundando en la seguridad y durabilidad de la zona de juegos.